Las fuentes de agua son fundamentales para el consumo humano directo, la agricultura y la producción industrial de toda sociedad. Lima, por ejemplo, no podría existir sin el río Rímac, que nace a 5508 metros sobre el nivel del mar, a 132 kilómetros al noreste de la ciudad. Pese a la importancia de este recurso, Sedapal calcula que, en todo su recorrido, el Rímac es contaminado en novecientos puntos.

Powered by the Echo RSS Plugin by CodeRevolution.